Dos reconocimientos importantes han sido noticia destacada en el Instituto de Investigaciones Bioquímicas del INIBIBB.

  • Uno de estos reconocimientos es para el Dr. Jeremías Corradi, Investigador Adjunto del CONICET en el Instituto de Investigaciones Bioquímicas de Bahía Blanca (INIBIBB), quien ha sido recientemente galardonado con el premio Early Career Awards Program de la Organización Internacional de Investigaciones del Cerebro (IBRO, por su sigla en inglés) con sede en París, Francia. Este importante premio consiste en un subsidio de 5 mil euros a destinar a tareas científicas con la finalidad de dar apoyo a jóvenes investigadores que desarrollen temas de interés en el campo de la neurociencias de distintas regiones del mundo. El equipo del Dr. Corradi está conformado por tres becarios doctorales: los farmacéuticos Albano Mazzarini Dimarco y Noelia Rodríguez Araujo y la bióloga Camila Fabiani. Además, cuentan con la colaboración de las Dras. Cecilia Bouzat y Silvia Antollini.  La investigación que lleva a cabo el Dr. Corradi tiene como objetivo estudiar moléculas que se expresan en células neuronales y que son relevantes para la comunicación neuronal.
  • El otro reconocimiento es para el grupo de investigación dirigido en el INIBIBB por los Dres. María J. De Rosa y Diego Rayes quienes acaban de publicar un artículo en la prestigiosa revista científica Nature sobre los mecanismos moleculares y celulares que se activan en los seres vivos para responder a situaciones de estrés o adversidad. El trabajo se titula The flight response impairs cytoprotective mechanisms by activating the insulin pathway (La respuesta de huida inhibe los mecanismos citoprotectores mediante la activación de la vía de la insulina) y fue realizado por los Dres. De Rosa y Rayes junto con la Dra. Tania Veuthey, la farmacéutica y becaria doctoral Gabriela Blanco y la Dra. Natalia Andersen, del INIBIBB, en colaboración con investigadores del laboratorio del Dr. Mark J. Alkema, del Departamento de Neurobiología de la Facultad de Medicina de la Universidad de Massachusetts. Los resultados de este trabajo ayudan a entender cómo el sistema nervioso de los animales coordina la percepción de distintas situaciones adversas, tales como calor, falta de oxígeno, presencia de predadores, o déficit nutricional, con respuestas fisiológicas específicas destinadas a aminorar las consecuencias deletéreas de estos estresantes.
    29 de agosto de 2019
JSN Teki is designed by JoomlaShine.com